La CEMMP colabora en un proyecto internacional sobre la detección e intervención precoz del mieloma

El Campus de Madrid de la Clínica Universidad de Navarra ha acogido el pasado mes de enero la primera sesión de trabajo del estudio internacional sobre la detección e intervención tempranas de tumores malignos hematológicos incurables.

Este estudio ha sido galardonado por el Consorcio Europeo de Asociaciones contra el Cáncer con un Accelerator Award y contará con 5 millones de euros. El equipo está trabajando en conjunto para desarrollar modelos de enfermedades y producir datos para estudiar los cánceres de la sangre en una etapa más temprana.

La Comunidad Española de Pacientes con Mieloma Múltiple forma parte del equipo internacional de trabajo con la labor de reforzar la importancia del paciente en la detección y tratamiento precoz del mieloma.

¿Por qué cánceres de sangre?

Las enfermedades malignas hematológicas han estado a la vanguardia de las nuevas terapias durante muchos años. Pero cuando se trata de su detección temprana, la investigación se está quedando atrás.

Este proyecto se centra en tres tumores malignos hematológicos comunes: gammapatías monoclonales, síndromes mielodisplásicos y leucemia mieloide aguda y linfoma folicular. Los tres comparten etapas de progresión, lo que significa que el equipo puede desarrollar modelos integradores de cómo evolucionan de una etapa pre-maligna a una enfermedad maligna.

Los investigadores pueden utilizar los modelos en todo el mundo para acelerar el desarrollo de nuevos tratamientos para los cánceres de sangre.

El equipo

El equipo de trabajo está formado por grupos de España, Reino Unido e Italia, que estudiaban de forma independiente las primeras etapas de los cánceres hematológicos. Todos ellos se unieron para solicitar el Premio Accelerator. Sus habilidades complementarias son justo lo que se necesita para cumplir con este ambicioso proyecto.

En la jornada, punto de partida de un proyecto que durará cinco años, han participado:

  • El Dr. Jesús San Miguel, director de Medicina Clínica y Traslacional de la Universidad de Navarra, que lidera el proyecto internacional y el grupo de investigación español. Está centrado en las gammapatías monoclonales y mieloma múltiple.
  • El Dr. Mario Cazzola, de la Fondazione IRCCS del Hospital Policlínico San Matteo de Pavia, que dirige el grupo italiano. Está centrado en la mielodisplasia y leucemia mieloblástica.
  • El Dr. Jude Fitzgibbon, del Barts Cancer Institute de la Universidad Queen Mary, de Londres, que coordina el grupo inglés. Está centrado en el estudio de la transformación y resistencia en los linfomas foliculares.

El estudio tiene como objetivo identificar los mecanismos que permiten anticiparse a los tumores hematológicos y, así, poder diagnosticarlos y tratarlos antes de que aparezcan manifestaciones clínicas severas, con el fin de acelerar la curación.

Se trata de un proyecto pionero que agrupa 13 centros de excelencia europeos, centrados en el estudio de tres grupos de enfermedades hematológicas: las gammapatías monoclonales (mieloma múltiple), síndromes mielodisplásicos y leucemia mieloblástica, y linfomas foliculares.

Por parte del nodo español participan:

  • Clínica Universidad de Navarra, junto con el Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA).
  • Hospital 12 de Octubre de Madrid.
  • Hospital Universitario de Salamanca/Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca.
  • Escuela de Ingenieros de la Universidad de Navarra de San Sebastián.
  • Fundació Clínic per a la Recerca Biomèdica de Barcelona.

Se trata de un proyecto con un claro enfoque traslacional y orientado al beneficio del paciente en el que las asociaciones de pacientes tienen un papel clave en su desarrollo.

Por eso, además de los 13 grupos europeos líderes en investigación, también asistieron las principales asociaciones contra el cáncer de España (AECC y la Comunidad Española de Pacientes con Mieloma Múltiple), Reino Unido (CRUK) e Italia (AIRC).

Las asociaciones de pacientes aconsejarán al Steering Board (el órgano máximo de gobierno del proyecto) a cumplir con los objetivos del mismo, especialmente en los aspectos relacionados a los requerimientos éticos y al beneficio del paciente.

Avanzando en la detección precoz de los cánceres de sangre

Los investigadores han seleccionado estos tres grupos de neoplasias porque representan el 50% de los cánceres hematológicos.

Por eso, los investigadores quieren comprender los mecanismos de transformación y de resistencia para poder abordar estadios precoces de la enfermedad, en lugar de la enfermedad totalmente desarrollada con toda su sintomatología. “De este modo, pretendemos incrementar las tasas de curación”, añade el especialista.

El objetivo principal del proyecto es desarrollar herramientas que puedan detectar las células transformadas en las etapas de enfermedad residual premaligna y mínima.

Cada uno de los grupos de investigación podrá acceder a todos los datos a través de herramientas bioinformáticas novedosas, que facilitarán estudios adicionales sobre nuevas intervenciones para enfermedades malignas hematológicas.

Cuando finalice el proyecto se habrán generado pautas internacionales para los programas de intervención temprana. Este grupo de trabajo podría llegar a cambiar el paradigma del tratamiento de las neoplasias malignas hematológicas.

El pronóstico ha mejorado sustancialmente en la última década, aunque solo una pequeña proporción de pacientes llega a alcanzar la curación. El problema es que probablemente se está tratando a estos enfermos solo cuando su cáncer está plenamente desarrollado. Es indudable que la mejor oportunidad para erradicar las células cancerosas es la detección e intervención precoz.

Dr. Jesús San Miguel

Por eso, los investigadores quieren comprender los mecanismos de transformación y de resistencia para poder abordar estadios precoces de la enfermedad, en lugar de la enfermedad totalmente desarrollada con toda su sintomatología. “De este modo, pretendemos incrementar las tasas de curación”, añade el especialista.

Cada grupo de investigación podrá acceder a todos los datos a través de herramientas bioinformáticas novedosas, que facilitarán estudios adicionales sobre nuevas intervenciones para enfermedades malignas hematológicas.

Cuando finalice el proyecto, habremos generado pautas internacionales para los programas de intervención temprana. Hemos creado un grupo de trabajo internacional que se centrará en esta área y que cambiará el paradigma del tratamiento de las neoplasias malignas hematológicas.

Dr. Jesús San Miguel